Te gusto? Únete a nosotros!

viernes, 25 de abril de 2014

Como dirigir las poses en una sesión.

Una vez que has logrado comprender lo básico sobre fotografía, tienes varios caminos, algunos de ellos nos llevan a fotografiar personas, si se interesan por esa ruta entonces han de saber cuál es el mayor reto que deberán enfrentar cuando tengan que fotografiar a un extraño: dirigirlo.

image

Dirigir a una persona para que pose, puede parecernos cosa fácil de lograr, pero cuando tienes enfrente de ti a una persona esperando tus instrucciones para adoptar una pose que sea atractiva y acorde al momento, se puede sentir pánico…sabes dirigir una sesión? Sabes dar instrucciones sobre poses?....
 

Introducción.

En serio, es algo que descubrí la primera vez que tuve a una modelo frente a mí, no tenía idea de que decirle, no sabía que quería que hiciera…en un curso se vale y hasta se puede pasar, pero en la vida real, no es válido, si tu cliente se da cuenta que estas adivinando o experimentando, estás perdido.

image

La única forma de lograr esa confianza que se requiere es practicando, con tu hermana, con tu familia, con tus amigos, con tus hijos, con cualquiera que se preste y con quien tengas la confianza de hacer tus practicas.
 

Existe algún sistema?

Cada quien tiene una forma diferente de dirigir y eso es lo interesante, cada quien dirige con un estilo personal; podemos participar en talleres, podemos leer sobre el tema, pero solo cuando lo pones en práctica es cuando empiezas a descubrir ese poder oculto en ti.

image

Una forma de añadir diversidad a las poses, de lograr nuevas poses aun que se basen en las mismas de la vez anterior es combinando las poses con acciones y cuidando los más pequeños detalles.
 

Como lo puedo hacer?

Esa pregunta me la hice miles de veces, mientras trataba de encontrar un método, un proceso, una secuencia o algo que me permitiera llevar la sesión por un camino bien definido; me apoyaba en listas de poses desde las cuales partía, pero siempre me quedaba con la sensación de que no había sido suficiente.

image

Un día mientras realizaba una sesión, todas las piezas encajaron en su lugar, sin querer había encontrado mi “forma”, mi “estilo”; no es un secreto ni nada por el estilo, en realidad es muy simple y a mí me funciona…solo deben recordar que las poses son un aspecto subjetivo de la fotografía; esto quiere decir que la pose que a una persona le puede parecer maravillosa, a otra le puede parecer la peor que haya visto antes…
 

Entonces como lo puedo lograr?

Tal y como les he dicho en otras ocasiones, quiero decirles que no poseo ningún secreto ancestral o mágico para empezar a dirigir una sesión en cuanto terminen de leer este articulo; simplemente se trata de algunos consejos que podrían serles de utilidad.
  1. No digan: POSEN!. Las personas normales no saben posar, si confían en ellos la imagen jamás pasara de ser la típica fotografía casual de la fiesta.
  2. Ofrezcan instrucciones detalladas: Las instrucciones deben ser lo suficientemente específicas y detalladas para que la persona sepa lo que queremos.
  3. Si es necesario posen ustedes mismos: Si a pesar de la explicación las personas no parecen comprender, ustedes deben realizar la pose para que vean lo que queremos que hagan.
  4. Recuerden que hay dos tipos de pose: Retrato o espontanea. El retrato es posado, la persona mira a la cámara, en la espontanea, debe parecer natural, aun que sea posada, las personas deben ignorar la cámara.
  5. No olviden decirles hacia dónde mirar: este suele ser un detalle que a la gran mayoría de nosotros se nos escapa. Si es necesario indíquenle exactamente que deben mirar.
Las personas que vamos a fotografiar nos observaran todo el tiempo, es importante que sientan que actuamos con aplomo y confianza; sean asertivos, mírenlos a los ojos y no tengan miedo de dar instrucciones. Dejen fluir sus ideas y eviten hacer comentarios o expresiones de molestia o desaprobación. Demuestren que tiene el control.
 

Punto a cuidar.

Para simplificar todo podemos decir que solo será necesario cuidar la pose basándonos en 3 puntos básicos:
  1. El cuerpo: Cuiden la silueta del dorso, asegúrense que no es una postura “plana”, no importa si no es cómoda, con tal que se vea bien en la fotografía. Si es mujer cuiden la silueta como un perfil, por lo general deben apoyar todo el peso en una pierna y proyectar la cadera hacia un lado, lo cual logra muy buenos resultados.
  2. Las manos: aportan intimidad y son un elemento que se debe posar acorde al tipo de escena. Indicarles donde posarlas y como posarlas. Cuiden que no haya tensión, puedes ocultarlas en los bolsillos si son hombre; si están visibles asegúrense que los dedos no se vean separados ni curvos.
  3. Las expresiones: Tal vez lo más difícil de lograr son las expresiones que tenemos en mente, ya que no se espera que las personas luzcan sonrientes en todas las fotos; si es una boda, las miradas tiernas, serias, pensativas, llenas de emoción, deben estar acompañadas de la pose apropiada, el conjunto nos permitirá obtener imágenes más artísticas.

Como crear el flujo apropiado?

Para lograr que la sesión fluya a un ritmo apropiado, deben tener en mente un conjunto de poses que desean lograr, cada pose debe ser un punto de control; la idea es indicarles una pose y antes de avanzar a otra, jueguen con:
  1. La perspectiva.
  2. El ángulo de visión.
  3. La longitud Focal.
  4. La apertura.
  5. La composición en general.
Hagan ligeras modificaciones que les permitan avanzar a una nueva pose a partir de la anterior y poco a poco los van llevando a la siguiente pose de tu lista.

image

El ritmo es muy importante, cambien de locación después de algunos minutos; pero aprovechen el desplazamiento de las personas de un punto a otro, para revisar la lista mental de poses.
 

Un ejemplo sencillo.

Algunas poses son típicas (no me refiero a poses cliché), me refiero a poses tradicionales, esas que las personas esperan ver en una sesión de Boda, por ejemplo la pareja posando tomados de la mano.

image

Bien, no se limiten a la pose típica de la novia tomada de la mano con el novio; desde luego pueden empezar con esa pose, pero después sutilmente rompan esa dinámica, ubiquen al novio atrás de la novia, frente a  la novia, aun lado de la novia y recuerden: cuerpo, manos, expresión.

image

Después coloquen a la novia frente al novio, colocando las manos sobre su pecho, mientras que las manos de él, ligeramente rosan las de ella, pídanles que se miren fijamente.

image

Pídanles que dirijan las miradas en diferentes sentidos, pero no olviden posar el cuerpo, las manos así como indicarles específicamente cual debe ser la expresión.
 

Comentario Final.

Si no han tenido la oportunidad de dirigir a una persona para que pose de diferentes formas, deben hacerlo en un ambiente controlado, la práctica les ayudara a sentirse seguros cuando se encuentren en el momento de la verdad.

Las poses son un cumulo de detalles que debemos cuidar, cuando estas poses se deben realizar en medio de algún tipo de acción como abrazos y besos, es muy importante partir de una pose controlada por nosotros que nos sirva de base para lograr lo que hemos imaginado.

Las poses siguen siendo mi mayor reto en cada sesión!.

Suerte.

3 comentarios:

Natalia Corpas dijo...

Hola! Me gusta mucho el blog, es perfecto para todos los que queremos mejorar cada día. Me gustaría que visitaras mi página, intento mejorar con cada foto :) http://siemprehayunmomento.blogspot.com.es/

Sebastian Gambolati dijo...

Muy buen post!

Anónimo dijo...

Gracias Jose por tu consejos y dijiste una gran verdad las poses son un gran reto,a mi por lo menos me cuesta mucho
Viviana Rossi de Porporatto