Te gusto? Únete a nosotros!

miércoles, 3 de julio de 2013

La sesión.

La mayoría de las personas creen que para tener éxito como fotógrafo, únicamente debemos poseer habilidades especiales, artísticamente hablando, así como experiencia y una técnica bien pulida.

DSC_0898-Edit

Yo también creía eso, hasta que descubrí que además de todo eso, para tener éxito, se requiere lograr una conexión durante la sesión entre el fotógrafo y las personas que se está fotografiando, si logra crear ese vinculo la sesión será todo un éxito…
 

Como aprender?

Creo que la mejor forma es observando a alguien que ya domine la sesión fotográfica, de preferencia un fotógrafo profesional, -esto sería lo ideal-; aun que también es posible observando a alguien que tenga esa facilidad, por que dirigir una sesión, es cuestión de confianza en uno mismo.

_DSC0496

Desde luego que la creatividad y el sentido de la estética son muy valiosos, las poses deben estar relacionadas con el estilo fotográfico, por ejemplo una sesión maternal, espera poses tiernas, protectoras; una sesión familiar, espera poses de unión, de relaciones entre sus miembros…aun que a veces romper esas reglas es lo que hace la diferencia.
 

Entonces para qué sirve la técnica?

Cuando se contrata a un fotógrafo profesional, lo que los clientes buscan es la experiencia, como ya se habrán imaginado puesto que la imagen es lo único tangible para el cliente,  se supone que la imagen final está en relación directa con su experiencia. 
“La mayoría de las veces nos contratan por que han visto nuestras imágenes”.
image

Sin embargo y sin obviar la necesidad de tener conocimientos técnicos en fotografía, deben saber que si el cliente no nos siente seguros o si nos descubre dudosos al conducir la sesión, empezara a preocuparse de su inversión en nosotros.
“La confianza en nosotros mismos se debe proyectar”.
 

Debe ser espontaneo.

La primera impresión cuenta mucho para lograr este canal de comunicación abierta y franco del que hablamos al principio; es sumamente importante crear esa conexión que permite ese vínculo entre el fotógrafo y sus modelos.

DSC_0800

Es por ese motivo que debemos hacer gala de amabilidad y control, recuerden que los clientes suelen sentirse nerviosos, (tal y como sucede en la primera cita), y solo esperan que nosotros demos el primer paso; así que por nuestra cuenta corre lograr que se sientan a gusto y en confianza lo más rápido posible. Sean amables pero seguros.
 

Que es lo primero que observaran?

Como sucede en toda primera cita, nuestros clientes estarán atentos a nuestro vocabulario y expresión corporal. Observaran nuestros movimientos tratando de reforzar la idea de trabajar con nosotros.

image

Estarán al pendiente de nuestro dominio de la escena, y si les inspiramos confianza, entonces podremos identificar su buena disposición y el buen humor que reinara durante la sesión…si los enganchamos desde el principio, se dejaran conducir.
 

Dirigiendo la sesión.

Sabían ustedes que nuestros clientes no suelen ser modelos profesionales y que en esos casos es nuestra responsabilidad lograr que adopten una pose apropiada?… Así es, crear una buena fotografía de alguien no se trata únicamente de saber cómo configurar la cámara, como controlar las luces, apuntar y disparar.

image

Para crear un retrato que sea realmente una imagen que sea digna de admiración de parte de nuestros clientes, debemos ser capaces de identificar su mejor ángulo, para lograrlo además de la parte técnica debemos considerar la parte humana y así como nos esforzamos al enamorar a alguien, también con nuestros clientes debemos lograr el ambiente apropiado, donde nuestro cliente se sienta seguro y nos permita dirigir sus poses.
 

Como podemos desarrollar la habilidad de dirigir las poses de un cliente?

El secreto radica en ser observador y practicar mucho, cada persona tiene su propia y única personalidad, por consiguiente las poses que usan con un cliente no siempre aplicaran con otro; lo mejor es ayudarlos a descubrir los movimientos naturales de su cuerpo.

sesion

Recientemente  nos contrataron para hacer los retratos de graduación de una escuela, se trataba de jóvenes adolecentes, así que ya se han de imaginar…en este caso para romper el hielo decidí aplicar un ejercicio muy sencillo, les indique únicamente tres poses en las cuales pude captar el rostro desde todos los ángulos, el lado derecho del rostro, el lado izquierdo y una casi de frente. Listo!.
 

El ritmo.

No permitan que se creen pausas ni silencios, mantenga a sus clientes en movimiento, y si logran la pose no dejen de hablarles, imagínense que su voz es el vínculo invisible que los mantiene atentos, si sienten que ya los lograron hipnotizar, entonces será mejor para la sesión mientras menos tiempo de reaccionar les den.

image

Incluso en aquellos momentos en los que estén revisando alguna toma, o estén realizando ajustes, o desplazándose por la locación para obtener un mejor ángulo deben mantenerlos atentos haciéndoles preguntas, dándole indicaciones y haciendo comentarios positivos, siempre con una sonrisa en los labios.
 

Entonces que es una sesión?.

Una sesión es más que pararse frente a nuestro cliente y obtener 20 buenas fotografías. Piensen en una sesión como un momento divertido, tanto para ustedes como fotógrafos como para sus clientes.

image

Si acuden a la cita con esa mentalidad la sesión tendrá muchas probabilidades de ser un éxito, un fotógrafo que disfruta y se divierte durante la sesión inspira confianza y contagia su entusiasmo a los participantes…
“Una sesión es la forma en que los fotógrafos conocen gente”.
 

Comentario Final.

Como dijo alguna vez el famoso fotógrafo Ansel Adams:
“El trabajo de cada hombre es un retrato de sí mismo”.
Las sesiones, los modelos y la forma en que los fotografiamos son una forma de encontrar nuestro propio estilo al hacer fotografías.

Desarrollar un estilo personal es la combinación de varios factores, por ejemplo: como dirigimos la sesión, como fotografiamos a nuestros sujetos, la calidad de la luz, las lentes que usamos, en enfoque o aproximación y como abordamos la técnica.

y como dice Jesús Padilla:
“A todos nos gusta salir más delgados y más bonitos en las fotografías!”.
No lo olviden, diviértanse durante la sesión, dejen la creatividad fluir…

Suerte.